POLÍTICA DE CALIDAD


SALLERAS TISSA INDUSTRIAL S.A.
, está basada en tres pilares fundamentales donde se encamina su actuación: servicio, coste y calidad.

Estos tres conceptos básicos son las inquietudes permanentes de nuestra empresa, que nos permite mantenernos en un constante desarrollo para que de forma ágil y eficaz, estudiando y proponiendo a nuestros clientes soluciones podamos estar continuamente en lo alto del sector.

Por ello la Dirección mantiene una dinámica de actuación encaminada a:

  • Conocer las necesidades y expectativas de los clientes y demás partes interesadas para lograr su satisfacción.
  • Analizar el contexto interno y externo para definir la estrategia de la organización
  • Traspasar a nuestro proveedor la forma de actuación.
  • Mantener una inquietud constante en la mejora continua de procesos que nos hagan posible reducir nuestros costes y por tanto ser cada vez más competitivos.
  • Conocer y / o adquirir los últimos desarrollos en maquinaria, instalaciones y equipos que nos afecten.
  • Desarrollo profesional del personal.
  • Estimulación, motivación y participación del personal en la mejora de la Empresa
  • Anteponer la Calidad a la Cantidad.
  • Cumplimiento de los requisitos legales y medioambientales
  • Creación de condiciones de trabajo seguras y agradables.
  • Estudiar y proponer nuevos materiales y métodos de fabricación que mejoran las características y costos de producción.

Es interés prioritario de esta Dirección hacer comprender a todos los niveles de la empresa esta política de calidad. Por ello:

  • Se realiza la formación e instrucciones necesarias de todos los trabajadores.
  • Se muestra la filosofía de esta empresa en los lugares clave para atraer la atención de todas las personas.
  • Se evalúa permanentemente los resultados de la gestión de acuerdo al Plan Anual de Objetivos de Calidad propuestos.

Esta forma de Gestión es asumida y aplicada por la Dirección de SALLERAS TISSA INDUSTRIAL S.A., apoyando con su autoridad todas las acciones que son empresas, para que la Dirección de Calidad disfrute de la independencia necesaria y garantice la aplicación del Manual de Calidad, asegurando constantemente que responde a los objetivos previstos.

Esta política de calidad será modificada, siempre con el acuerdo de los que en su día la aprobaron, asegurando de esta forma su mantenimiento.